alimentos-evitar-tras-entrenamiento

7 alimentos a evitar después del entrenamiento

Si haces ejercicio con la intención de conseguir una figura espectacular, cansándote en el gimnasio únicamente no vas a conseguir demasiado. Para obtener los mejores resultados vas a necesitar combinar este ejercicio con una dieta equilibrada y nutritiva. Además una vez hecho el ejercicio puedes sentir la necesidad de comer algo, pero hay ciertas cosas que debes evitar a toda costa por que no te van a ayuar en absoluto con tus objetivos.

  1. Snacks Salados de cualquier tipo
    • Galletitas saladas
    • Frutos secos fritos y salados
    • Crackers
    • Palomitas saladas
    • Barritas de trigo, etc...

    No es raro que después de una buena sesión de ejercicio el cuerpo te diga que le des algo salado, que te puede apetecer un montón. Tenemos en cuenta que cuando sudamos el cuerpo elimina gran cantidad de sales minerales (incluido potasio) y puede ser uno de los motivos más obvios. Tienes dos opciones en este punto, la primera es hacer una comida completa que recargue tus niveles de potasio de forma natural, por supuesto sin usar barritas ni aperitivos salados, ya que suelen estar llenos de calorías. En lugar de esto, comer un plátano o alguna pieza seca de fruta. Se sabe que los plátanos son ricos en potasio y son una muy saludable alternativa a los aperitivos

  2. Alimentos azucarados y refrescos
    • Yogures con miel
    • Rollitos de frutas
    • Tortitas de arroz con caramelo, yogurt, etc.
    • Nueces con miel (u otros frutos secos)
    • Crema de cacao

    Lo peor que puedes hacer tras el entrenamiento es ponerte a comer alimentos azucarados o beber refrescos. En teoría haces ejercicio para eliminar el exceso de grasa y conseguir un cuerpo 10, tal y como hemos comentado. Teniendo en cuenta esto ¿Para qué vamos a comer alimentos azucarados si sabemos que tienen un montón de calorías? Se sabe que el azúcar tiene un efecto extremadamente contraproducente sobre el organismo a largo plazo, y entre sus efectos está el de la relentización del metabolismo. Deberías saber que tu metabolismo basal juega un papel muy importante en la pérdida de peso, a más rápido sea tu metabolismo, más rapido quemarás grasa. Deberías tener muy en cuenta el tipo de productos que vas a consumir y leer bien el valor nutricional, ya que aunque no necesariamente sean dulces pueden estar llenos de estos azúcares. Lo mismo pasa con los refrescos, si no tienes ganas de beber agua o zumo de fruta natural puedes decantarte por té helado pero sin azúcares añadidos, de esta forma estarás hidratado y calmarás la sed.

  3. Comidas grasientas y aperitivos
    • Patatas fritas (tanto de bolsa como normales)
    • Pizza
    • Hamburguesas
    • Nachos
    • Perritos calientes
    • y comida basura en general

    No hay mucho que decir sobre esto por que parece obvio que comiendo grasa no la vas a perder fácilmente. Debes tener siempre en mente que tu objetivo es reducir grasa, no aumentarla, y por tanto comer estos alimentos no te va a ayudar en tu objetivo. El cuerpo necesita aumentar los niveles de glucógeno que se almacena en el hígado y los músculos. Además las comidas grasientas van a ayudarte a elevar los niveles de colesterol malo (o LDL) y vas a poner en riesgo tu salud.

  4. Vegetales crudos
    Sabiendo que los vegetales crudos no debemos olvidarlos en nuestra dieta, también es verdad que necesitamos que sea balanceada no centrándonos únicamente en comer este tipo de alimento. Durante el entrenamiento el cuerpo utiliza la mayor parte de su energía y quema una gran cantidad de calorías. Los vegetales crudos no ayudan a suplir esta deficiencia de nutrientes, vitaminas y minerales que hemos creado. Dicho de otra forma, tras el entrenamiento no debes comer únicamente vegetales, ya que necesitas un extra de fibra y proteínas para ayudar a la regeneración muscular. Los vegetales son geniales por que no tienen nada de grasa, pero no son lo bastante buenos para este tipo de alimentación requerida en esta situación concreta.
  5. Chocolate con leche
    El chocolate con leche contiene aproximadamente (100g):
    Calorías 538 kcal.
    Grasa 31,50 g.
    Colesterol 28 mg.
    Sodio 58 mg.
    Carbohidratos 54,10 g.
    Fibra 0,80 g.
    Azúcares 54,10 g.
    Proteínas 9,19 g.
    Vitamina A 33,16 ug. Vitamina C 0,00 mg.
    Vitamina B12 0,00 ug. Calcio 247 mg.
    Hierro 1,70 mg. Vitamina B3 2,22 mg.

    El chocolate con leche se conoce por su gran cantidad de calorías, pero por otro lado si consumimos este alimento con moderación podemos obtener grandes beneficios. Hay estudios que demuestran que tanto el chocolate con leche como el negro pueden mejorar la memoria y las funciones congnitivas, además el chocolate negro tiene antioxidantes que reducen los riesgos de cáncer y elimina los radicales libres que pueden dañar las células. Si eres de los que les gusta el dulce, lo recomendable es consumir el chocolate antes del ejercicio, de esta forma tendrás la oportunidad de quemar calorías extra y darte un dulce capricho. Para el post entrenamiento no es recomendable ya que no vas a reponer los nutrientes necesarios y tiene una buena cantidad de grasa.

  6. Bollería
    • Magdalenas
    • Donuts
    • Bizcochos
    • Napolitanas
    • Pastelitos

    Es verdad que este tipo de comida te puede saciar durante más tiempo, pero es una elección equivocada para después del entrenamiento. El cuerpo necesita carbohidratos de alta calidad para reemplazar el glucógeno perdido en el entrenamiento, y la bollería no está precisamente llena de esto ni del resto de nutrientes a reponer. En lugar de esto puedes optar mucho mejor por una buena tostada con frutos secos. Evita la pastelería y la bollería como sea.

  7. Barritas energéticas
    Por último y a pesar de que pueda parecer una contrariedad, este tipo de alimento no se debe consumir tras el entrenamiento si no antes, al igual que el chocolate. Por desgracia, muchas personas confunden la función de las barritas energéticas y las consumen tras el entrenamiento. Con lo que hemos aprendido hasta ahora, somos conscientes de que están llenas de azúcares que reducen el metabolismo y estimulan la creación de grasa. Por otro lado, las barritas pueden aumentar tu nivel de energía, lo que significa que puedes tener problemas para dormir por la noche (depende de tu horario de ejercicio). Evítalas ya que pueden ser más contraproducentes que otra cosa.

La conclusión es clara, debes evitar a toda costa estos alimentos mencionados ya que lo único que te van a hacer conseguir (consumiéndolos tras el entrenamiento claro), es que aumentes de peso y vuelvas al punto inicial, y ese no es el objetivo de hacer ejercicio.

Publicado en Sin categoríapor Equipo CV el